Etiqueta: internacionalización

LO QUE OCURRE HOY ALREDEDOR DE LAS EMPRESAS (Y DE LOS EMPRESARIOS). 1.12.11

Hoy hablamos de integridad, de cumplir con la palabra dada, de confianza sin la cual es imposible plantear relaciones a largo plazo. Relaciones sociales y, sobre todo, relaciones comerciales sólidas. Y esa confianza en las empresas está muy condicionada por la integridad de sus directivos que es muy importante siempre, pero especialmente en épocas de crisis, que no dejan de ser, lo hemos reiterado muchas veces, etapas en que la confianza se resquebraja: no nos creemos los precios, no confiamos en nuestro interlocutor, lo que ayer estaba muy claro, hoy se vuelve oscuro. Y en la desconfianza, los negocios se paran.

Algunos comportamientos poco explicables ocurridos en los últimos años con gran repercusión en los medios han extendido la hipótesis de que los directivos, en general, no son personas especialmente íntegras, y aunque esta es una conclusión muy precipitada que extiende a la categoría de general lo que son comportamientos puntuales, es cierto que esta imagen machaca la confianza y actúa como combustible a favor de la crisis, que es necesario corregir.

Sobre este tema trata un documento, “Integridad del Directivo. Argumentos, reflexiones y dilemas”, publicado recientemente por la Fundación CEDE, que ha tenido amplia repercusión en medios especializados, y que nos parece especialmente relevante. En opinión de la directora general de Esade, Eugenia Bieto, «conseguimos aproximarnos a la integridad cuando aquellos con los que nos relacionamos ven en nosotros una cierta congruencia entre lo que pensamos, lo que decimos y lo que hacemos»; esto en la práctica, agrega, es realmente difícil de conseguir, porque «cada incidente crítico, cada nueva situación, pone a prueba nuestras convicciones», según consta en el informe referido.

La integridad de los directivos es, por tanto, una condición necesaria para la evolución positiva de las empresas pero, claro, no es suficiente. Con nuestra gestión, tenemos que ser capaces de corregir los importantes problemas que pesan sobre nuestra economía.

Y uno de los principales problemas sigue siendo la situación del sector de la construcción y promoción inmobiliaria, que sigue sin arrancar y hemos reiterado muchas veces que de espaldas al sector, es prácticamente imposible que salgamos a corto/medio plazo.

Al respecto, las seis grandes inmobiliarias cotizadas, Colonial, Martinsa Fadesa, Metrovacesa, Reyal Urbis, Realia y Quabit solo han logrado cerrar 1.329 preventas durante los nueve primeros meses del año, muy alejadas, por tanto, de los años de boom inmobiliario. Y aunque se venden más viviendas tanto a través de inmobiliarias más pequeñas como desde los bancos, la realidad es que a este ritmo tardaríamos muchos años en reducir considerablemente el stock, lo que exige tomar medidas que faciliten la promoción, el crédito, el suelo y los precios razonables que dinamicen el sector de la vivienda.

Eso es lo que trata de hacer la Generalitat Valenciana con la creación de una comisión de trabajo con las Cámaras de Comercio y los colegios de registradores y notarios, con el objetivo de impulsar la venta de viviendas en Europa como vía para la reactivación de la actividad productiva y el empleo, según manifestaba ayer la Consellera de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente.

Y como todos los días, aparecen ejemplos de internacionalización de empresas españolas que han entendido bien que ese sí es un camino para avanzar. Famosa se ha marcado el objetivo de que EEUU –donde ya ha abierto oficina-  ocupe el 25% de su cifra de negocios, sumándose así a los más de 50 países a los que exporta ya compañía. O la empresa CAF (Construcciones y Auxiliar de Ferrocarriles), que se ha adjudicado el contrato de suministro de 16 trenes para el metro de Bucarest por 100 millones de euros.

Terminamos con una buena noticia para la necesaria reactivación económica: El Banco Central Europeo (BCE), el Banco de Canadá, el Banco de Inglaterra (BoE), el Banco de Japón (BoJ), la Reserva Federal de EEUU y el Banco Nacional de Suiza han anunciado una serie de medidas coordinadas para garantizar el suministro de liquidez al sistema financiero global, lo que ha tenido un efecto inmediato en la bajada de la prima de riesgo que en el caso español se ha situado por debajo de los 400 puntos básicos. Es una medida que debe otorgar confianza a los mercados (la palabra mágica con la que iniciábamos el post) y facilitar el flujo del crédito tanto a particulares como a las empresas, que es una condición para la reactivación de la actividad empresarial y, por tanto, para avanzar por la senda de la normalización progresiva de la situación económica y social.

LO QUE OCURRE HOY ALREDEDOR DE LAS EMPRESAS (Y DE LOS EMPRESARIOS). 30.11.11

Si apostamos claramente por el desarrollo entendido en sentido global, que contempla no solo el desarrollo económico sino también el social y el cultural sobre bases sostenibles, es lógico concluir que la Responsabilidad Social Empresarial debe formar parte de nuestras convicciones y de la realidad de nuestras empresas.

Y esto por planteamientos de corresponsabilidad social, aunque a la misma conclusión llegamos con criterios más tradicionales de empresa: los resultados económicos son consecuencia de una gestión correcta de los procesos, de los empleados, de los clientes y del impacto social de la empresa en su entorno, tal como reconoce el modelo europeo para la calidad (EFQM). Por tanto, para obtener resultados económicos sostenibles, es necesaria una gestión de la empresa que contemple expresamente el retorno a la sociedad más allá de la creación de empleo (que es fundamental), o de una parte de los beneficios vía impuestos.

Conseguir un reconocimiento expreso de la sociedad por nuestra labor en diferentes ámbitos de la construcción de espacios de convivencia apoya también esa vinculación recíproca empresa/entorno que facilita el aumento de relaciones y, por tanto, el avance de la empresa por encima de competidores menos comprometidos.

La Responsabilidad Social Corporativa, por tanto, tiene también un efecto sobre nuestro negocio que no podemos obviar, aunque no sea éste el primer motivo para la RSC, que debe ser abordada por las empresas como un compromiso para ayudar al crecimiento de la sociedad que facilita, con su vinculación a la empresa, el crecimiento de ésta.

Y las empresas cada vez lo tienen más claro. Según el estudio «Directivos y Responsabilidad Corporativa», realizado por la Fundación Adecco a partir de 150 encuestas a altos directivos/as de compañías de todos los sectores, la Responsabilidad Social Corporativa (RSC) se posiciona como una de las respuestas de las empresas para enfrentarse a la crisis. En concreto, el 96% de los directivos reconoce que la Responsabilidad Corporativa debe tener una gran importancia en la empresa del siglo XXI, aunque el porcentaje de los que reconocen ser activos en este tema es aún bajo. De hecho, el informe muestra que los empresarios/as consideran necesario que las compañías integren la RSC como parte «esencial» de su estructura porque es «el único camino para que una empresa sea sostenible y perdure en el tiempo«.

En cuanto a las acciones responsables más desarrolladas, los directivos revelan que la política de calidad y medioambiente y la formación de los empleados son los aspectos más avanzados. En cambio, la conciliación y el voluntariado corporativo son las áreas que necesitan mayor desarrollo. Como recuerda Jaime Gregori, de Cruz Roja, “la Responsabilidad Social es un compromiso ético de las personas que dirigen las empresas”.

Se trata de un tema que afecta no solo a las grandes compañías sino a todas las empresas, aunque lógicamente es en las más grandes donde se suele apreciar con más claridad por las dotaciones más elevadas de fondos a esta línea de gestión; pero las políticas de RSC avanzan en todas las compañías, también en las PYMES, aunque hay mucho camino por recorrer. “En épocas de crisis como la actual, ser responsable sigue siendo un elemento de fortaleza empresarial», explica la directora de la Fundación Carolina.

Tenemos, por tanto, un reto y una oportunidad que deberíamos abordar en el concepto de empresa a largo plazo que defiende el Círculo.

Combatir la crisis y apoyar el desarrollo social son, pues, dos de las tareas que ocupan a las empresas y a los empresarios, y no son tareas fáciles. Según los datos de la Central de Balances del Banco de España referidos a empresas no financieras, la crisis se ha llevado por delante dos tercios de las ganancias que las compañías presentaron en 2007, último año de bonanza hasta ahora. Y un exponente triste de esa crisis ha sido el cierre de la empresa de carrozado de camiones especializada en vehículos frigoríficos, Mirofret, cuyos orígenes están en Alcoy desde 1877.

Terminamos tratando de recuperar la esperanza, otra vez a través de la internacionalización y de uno de nuestros sectores más importantes, el calzado. Apoyadas por la Federación de Industrias del Calzado Español (FICE) y el Instituto de Comercio Exterior (Icex),  ocho empresas representarán a España en la feria FFANY de Nueva York en un momento idóneo para las empresas españolas a aquel mercado, ya que las ventas de calzado español en Estados Unidos han aumentado un 11% en pares y 7% en valor durante los 8 primeros meses de 2011, dejando atrás un largo periodo de caídas, tal como recogen hoy los medios.

LO QUE OCURRE HOY ALREDEDOR DE LAS EMPRESAS (Y DE LOS EMPRESARIOS). 28.11.11

Hoy volvemos a hablar de internacionalización, que cuando el consumo está estancado, el crédito no fluye con facilidad, el movimiento de personas, capitales y mercancías se liberaliza progresivamente, mantenernos en nuestro entorno tradicional, en nuestra anterior zona de confort, solo puede llevarnos a tener dificultades más complejas de resolver cuanto más tardemos en abordarlas, y la fórmula en la que hay mayores coincidencias para corregir este problema es la de la internacionalización. Solos, cuando tengamos el tamaño, los recursos y las capacidades de todo tipo suficientes, o en colaboración con otras empresas complementarias en nuestro país y en los países de destino, en otro caso.

Y hay oportunidades, que la crisis no afecta por igual a todas las regiones y a todos los sectores, y tenemos muchas cosas que aportar, cuando lo hacemos bien, lejos de nuestras fronteras. En la jornada sobre internacionalización que el viernes se desarrolló en el salón de actos del Grupo Soledad en el Polígono Industrial de Elche, organizada por el master en dirección de pymes de la Universidad de Alicante, con participación del Círculo de Economía de la Provincia de Alicante y la Cámara de Comercio de Alicante, tres empresas: ITC, Grupo ECISA y Pikolinos, mostraron sus líneas de internacionalización en Europa, Qatar y norte de África, y EEUU y Canadá, respectivamente, con experiencias diferentes, todas ellas positivas, que les están llevando a tener una parte creciente de su negocio (muy mayoritario en Pikolinos, por ejemplo), fuera de nuestras fronteras.

Algunas conclusiones de la jornada fueron que la internacionalización exige conocer bien el país de destino, su cultura, su forma de hacer negocios, sus exigencias en cuanto a calidad, compromiso social, proximidad, etc. Planteamientos de producir aquí como siempre y llevar a destino el producto en la confianza que el mercado funcionará como el local, pueden funcionar puntualmente pero no a largo plazo. Contar con prescriptores de prestigio, socios locales fiables en destino, hablar el idioma del país, conocer bien su cultura, identificar claramente el público objetivo al que nos queremos dirigir y los canales más adecuados, así como nuestra oferta de valor, son algunas de las condiciones necesarias para tener éxito sostenido. Y todo ello es posible, como mostraron las tres empresas que expusieron sus experiencias ante un auditorio repleto de emprendedores, empresarios y estudiantes de posgrado.

La mayor coincidencia entre las tres empresas, de sectores tan diferentes como el Packaging (empaquetado de productos), Construcción y Calzado, fue que su situación hoy sería muy diferente –y probablemente mucho más difícil- si no hubieran decidido hace ya algunos años internacionalizarse, de manera que consideraban la internacionalización no como una opción, sino como una necesidad para las empresas que quieran tener más claro el futuro.

A esta misma concusión llegaba el presidente de Bankia, Rodrigo Rato, que en una conferencia en Logroño animaba a las empresas españolas a dar el salto al exterior para ser más competitivas, al asegurar que la internacionalización es «una necesidad».

Y sobre el calzado y la internacionalización, destacamos la reciente visita de una delegación de empresarios rusos con fábricas en Turquía a la sede de la Asociación Española de Componentes y Maquinaria para el Calzado (AEC) para contactar con empresarios locales de componentes y conocer las colecciones en artículos para el calzado. La asociación patronal analizará con mayor concreción el potencial del mercado ruso con el objetivo de poner en marcha actuaciones de promoción del sector a lo largo del próximo año, según apuntó.

Otro factor también muy importante para salir con éxito de situaciones complicadas –lo hemos apuntado en distintas ocasiones- es la innovación (en productos, en procesos, en servicio, en segmentación, …), para lo que es imprescindible crear las infraestructuras necesarias que faciliten la transmisión a la actividad empresarial de la creatividad de las personas. En este sentido, es muy relevante el reconocimiento a Alcoy como “Ciudad de la Ciencia y la Innovación”, junto con otras 16 ciudades de todo el Estado, que “facilitará la ubicación de instalaciones científicas y tecnológicas de titularidad o participación estatal, lo que se traducirá en el apoyo de la administración central al futuro parque tecnológico», según expresaban fuentes municipales.

Y en ese camino de innovación tanto del producto como del servicio y la segmentación de clientes, está la apertura del primer hotel de España «tematizado» en el mundo del juguete que acaba de ser abierto en Ibi con el objetivo de convertirse en un espacio «divertido» que atraiga tanto a padres como a niños. ‘El Hotel del Juguete’, de cuatro estrellas, está situado en pleno centro urbano de Ibi. De lunes a viernes, los ejecutivos que viajan a la zona (muchos de ellos a las industrias jugueteras) son los principales clientes –el directivo puede compartir, además, el viaje de negocios con su familia, en un entorno perfecto para sus hijos- y a partir del viernes el turismo familiar es el predominante.

Terminamos con tres noticias importantes que afectan de manera especial a nuestra provincia, aunque alguna de ellas tiene un ámbito bastante más amplio: En pocos días debe producirse la adjudicación del Banco CAM, y si todos los medios no se confunden, parece que el preparado para asumir el reto será Banco de Sabadell. Seguro que es una buena operación para todos: para Banco de Sabadell porque prácticamente duplicará su tamaño entrando a jugar en la primera liga nacional e internacional de banca; para Banco CAM porque podría mantener sus signos de identidad y continuar vinculado expresamente a esta tierra; para los empleados CAM, porque parece una de las alternativas menos traumáticas para la plantilla, ya que es de, de entre todos los que estaban en la puja, una las que menos coincidencias de red tiene; para los clientes y para todo el entorno social, por lo que supone de despejar cualquier duda que se pudiera producir y facilitar de nuevo la máxima confianza en nuestra institución financiera más arraigada; y para el sistema en general porque el cierre de esta crisis apoyaría la confianza –otra vez- en nuestro sistema bancario, tradicionalmente uno de los más avanzados y más sólidos de los países desarrollados, pero a los que la extensión de la crisis está afectando en su reputación de manera. Y la reputación en banca (en realidad en todas las empresas) es todo.

La esperada noticia de la adjudicación de la CAM la consideramos, al final, una buena noticia si se produce como parece previsto y como explicábamos en el párrafo anterior, que debería apoyar esa corriente de confianza necesaria en el sector bancario, que contribuyese a mejorar sus ratios de liquidez y su capacidad para otorgar crédito a las familias y empresas facilitando el arranque de la economía productiva, porque los últimos datos no animan precisamente el panorama: El número de hipotecas concedidas en septiembre para comprar una casa cayó un 42%, hasta las 30.808, con lo que suma 17 meses de bajadas interanuales y cuatro con desplomes superiores al 40%, según los datos que ha publicado el Instituto Nacional de Estadística (INE), con lo que se sigue profundizando en la crisis de la vivienda y, por tanto, en la crisis global en la que seguimos inmersos.

Finalmente, señalamos que el consultor especialista en marcas y propiedad industrial Enrique Martín, es presidente desde el viernes de la Confederación Empresarial de la Provincia de Alicante (Coepa) tras la renuncia de Rafael Martínez Berna a seguir en el cargo, como anunciábamos ese mismo día.

 

LO QUE OCURRE HOY ALREDEDOR DE LAS EMPRESAS (Y DE LOS EMPRESARIOS)

Hemos dicho con frecuencia que las ventajas competitivas, para que sean sostenibles, deben apoyarse en gran medida en elementos difícilmente copiables y estos son fundamentalmente las personas en tanto que cualificadas, comprometidas, convencidas del éxito, en equipo, …Todos estos conceptos son necesarios, pero la cualificación es condición sine qua non. Sin la cualificación adecuada, sin la actualización de conocimientos y herramientas de gestión, todo lo demás se sostiene mal. Y aunque cada vez los directivos estamos más convencidos de ello, todavía se contempla la formación como un gasto que es necesario reducir en tiempos de crisis. Y hay que optimizarla, como todo en la empresa, pero la formación continua no podemos considerarla como un gasto, sino como una de las inversiones más importantes, sin la cual es mucho más difícil abordar con éxito situaciones complejas.

Y eso, que podríamos pensar que es teoría académica de gestión de personas, resulta una vez más una realidad que de forma machacona se va reiterando. Ayer se presentaba en el Centro Tecnológico de la Madera y el Mueble de Andalucía, el «Estudio sectorial de la madera, el mueble y el corcho y sus perspectivas de futuro 2011-2016», que evidencia que «hay un altísimo porcentaje de profesionales con experiencia, pero sin la cualificación adecuada». Las principales carencias formativas se detectan en el área de producción, pero también afectan a trabajos más técnicos, nuevas tecnologías, diseño o marketing. A ello se suma «la escasa motivación de los empresarios para invertir el tiempo de sus trabajadores o su dinero en mejorar su formación».

Cualificación que es imprescindible para convertir la innovación en eje estratégico de las empresas, según afirmaba también ayer el presidente de Improvem, que afirmaba que «debemos hacer las cosas de manera distinta para ser competitivos»; no obstante, la innovación que no se aplica no sirve de nada, por eso, ha instado a los empresarios a desarrollar liderazgo y ejecución.

Y en la innovación -en la que deberían participar todos los empleados de la compañía desde la convicción de que están aportando diferenciación positiva con los competidores, influye mucho la actitud de la empresa de apoyar las iniciativas de los empleados, de no coartar la creatividad, de consentir el error y convertirlo en una fuente de aprendizaje que nos haga mejorar-, también creen cada vez más empresas, como lo muestra el éxito creciente de los premios Alfil que otorga la asociación Terciario Avanzado, con sus premios a la trayectoria empresarial (Universidad de Alicante); Helados Alacant (Alfil Trayectoria Empresarial); la empresa de frutos secos Son Sánchez (Alfil Nuevas Tecnologías); la compañía de transporte de viajeros Subús, (Alfil Calidad); Fundación Pascual Ros Aguilar, dedicada a la promoción de la cultura, el medio ambiente, el deporte y los valores sociales; Cooperativa Eléctrica Crevillente (Alfil Innovación); Grupo Antón Comunicación, que este año cumple su 50 aniversario, (Alfil Márketing y Comunicación); la Asociación de Empresarias de Alicante -AEPA- (Alfil Igualdad, de nueva creación) y Pemarsa (Alfil Especial del Jurado).

Innovación que tiene que ir unida necesariamente a la internacionalización para salir de la crisis, como decía ayer el presidente de la Federación de Empresarios de La Rioja (FER) y que nosotros defendemos desde el Círculo. Al respecto, esta tarde en el salón de actos del Grupo Soledad en el polígono industrial de Torrellano, colaboramos en la organización de una jornada sobre internacionalización, en la que estará presente el presidente del Círculo y en la que se expondrá la experiencia de empresas relevantes de nuestro entorno muy implicadas en programas de internacionalización en Estados Unidos, países árabes y Europa del Este.

Y más allá de las impresiones, las conclusiones del estudio elaborado por el Observatorio de Mercado del Instituto Tecnológico del Calzado y Conexas (Inescop) apuntan que de las estrategias que han seguido las empresas incluidas en este estudio, que ha contado con el apoyo de la Consellería de Economía, el Impiva y el Fondo Europeo de Desarrollo Regional, destacan las relativas a la apertura o consolidación de los mercados exteriores (un 81,4% de las empresas), potenciación de marca propia (80,5% de las empresas) y expansión en el mercado nacional (un 71,9% de las firmas consultadas), además del desarrollo de estrategias relacionadas con la adopción de tecnologías de la información y la comunicación (TIC), pero esta es otra historia que abordamos muchos días, y sobre la que volveremos tanto por su impacto sobre las ventas y la imagen de la compañía, como por su aportación a mejoras relevantes de eficiencia imprescindibles para competir.

Finalmente, recogemos la noticia de la dimisión irrevocable presentada por Rafael Martínez Berna a la presidencia de COEPA en el transcurso de la reunión del Comité Ejecutivo de la Confederación. Martínez Berna ha tomado esta decisión «para centrar toda su atención en el desarrollo de los planes de diversificación de negocio de CHM y en la expansión internacional de su empresa, puestos en marcha con el objetivo de compensar las dificultades que, ante la actual situación económica, está atravesando el sector de la Obra Pública». Seguimos hablando de internacionalización.

LO QUE OCURRE HOY ALREDEDOR DE LAS EMPRESAS (Y DE LOS EMPRESARIOS)

Por su efecto en la financiación de nuestras empresas así como por la imagen de debilidad que trasciende tras operaciones como ésta (no tanto por el riesgo para los clientes, que el Banco de España se ha apresurado a asegurar que con la intervención se garantiza toda la operatoria) nuestra primera noticia de hoy es la intervención del Banco de Valencia por el Banco de España, que le inyectará 1.000 millones de euros de capital y una línea de liquidez de 2.000 millones para que pueda seguir operando con normalidad. El que fuera presidente de la Entidad hasta el pasado 29 de Octubre, José Luis Olivas, ha dimitido de sus cargos tanto en Bankia como en su matriz, BFA.

Entramos ahora en el capítulo de buenas aportaciones a la gestión de las empresas por parte, en estos casos, de líderes en sus sectores en España.

Comenzamos con el proyecto de Telefónica de convertir en comerciales a todos sus empleados, y son 35.000, a través del Plan Mi Compañía, por el cual la compañía incentiva las ventas que realicen los propios empleados de la empresa, sea cual sea su departamento. Planes similares, con diferentes enfoques, se han realizado en distintos momentos por otras muchas empresas convencidas de que pensar en cliente es imprescindible para todos en la empresa, no solo para la red de ventas, y ello, más allá del incremento de ventas que aporta el plan, por lo que supone de que todos los empleados entiendan bien la importancia de toda la cadena de valor interna hasta la entrega del producto al cliente, incluso el servicio post venta. Es la mejor forma de que cada empleado entienda la importancia de su labor si queremos cumplir como empresa con las expectativas despertadas en el cliente.

Pero hoy queremos detenernos un momento en otra orientación crítica en estos momentos: la internacionalización, que ya hemos explicado en el blog en otras ocasiones que es prácticamente imprescindible para nuestras empresas hoy. Como decía recientemente el Presidente del ICEX, “la internacionalización no es una opción, es una necesidad”, y aunque es cierto que exige una dimensión mínima que asegure los recursos y capacidades necesarias para abordar con éxito la salida al exterior, el tamaño no debería ser un problema grave si somos capaces de plantearnos la internacionalización desde la cooperación entre empresas complementarias en origen, con socios en destino. Las empresas de mayor tamaño nos muestran un camino que tenemos que recorrer si no queremos perder oportunidades o, al menos, si no queremos ir desapareciendo poco a poco, que con la libertad de empresa y la libre circulación de personas y capitales en el seno de la UE, así como las facilidades de intercambio comercial global, cada día aparecen nuevos competidores en nuestro ámbito tradicional de actuación, ante lo que nos quedan pocas alternativas salvo la mejora permanente de la eficiencia y la decisión de salir a luchar también en el terreno de nuestros competidores. Ayer los medios recogían algunos casos relevantes:

– Las seis grandes constructoras (ACS, Acciona, FCC, Ferrovial, Sacyr y OHL) tenían una cartera de obras para ejecutar fuera de España a cierre del pasado mes de septiembre por un importe total de 65.943 millones de euros. A esto habría que añadir los importes correspondientes a los contratos del túnel bajo el Estrecho del Bósforo en Turquía y la construcción del AVE La Meca-Medina.

– Meliá Hotels International incorpora a la cadena dos hoteles en China y Vietnam; concretamente en las ciudades de Xi´an, en 2013; y en la ciudad vietnamita de Danang en diciembre de 2012.

– China Unicom abre a Telefónica su red en Asia y Oceanía, y Telefónica le corresponde facilitando a China Telecom el acceso a los mercados europeo y latinoamericano. Este pacto se enmarca en un campo que ambas quieren potenciar: los grandes clientes. Y para ellos no hay fronteras, así que las operadoras que les dan soporte necesitan una red que llegue con las mayores capacidades posibles a cualquier rincón del globo.

Son solo tres buenos ejemplos de proyectos de internacionalización que van avanzando a buena velocidad en empresas grandes que ya estaban internacionalizadas con antelación y estos proyectos confirman la utilidad de la vía. Con colaboración entre empresas más pequeñas, como hemos comentado, también todos nosotros podemos y debemos plantearnos la salida al exterior como un buen argumento contra la crisis.