Etiqueta: imagen

Conoce los finalistas de los premios MIA 2018 impulsados por el Club de Marketing Mediterráneo

El Club Información acogerá, el próximo 22 de marzo a las 19:30h, los premios MIA impulsados por el Club de Marketing Mediterráneo. Reconocimiento de prestigio que premia el talento de compañías incipientes o ya consolidadas con sede en la provincia de Alicante.

Las firmas reconocidas en la actual edición tomarán el relevo de los galardonados en 2017: Giossepo, Miniland, Gaviota Simbac, Ficherotecnia, Actiu y Pikolinos.

Además podremos disfrutar de la ponencia de Jesús Navarro, dueño y CEO de Carmencita, una marca líder en especias y condimentos con casi 100 años de vida y que hoy gestiona la venta de más de 700 artículos.

El Círculo de Economía apoya estos premios pensados para los amantes de las marcas, el marketing, la comunicación y el mundo empresarial.  En la gala del 22 de marzo, en el foro del Club de Información, descubriremos a los ganadores 2018 en cada categoría.

La inscripción a la gala de entrega de premios es gratuita y libre hasta completar aforo, previa inscripción en este enlace

Adelantamos a los finalistas en las distintas categorías:

  • Finalistas en Marca Digital: Fundación Universidad Miguel Hernández, Mar de Casas, Germaine de Capuccini
  • Finalistas en Marca Experiencia Cliente: Mapelor, Goldcar, Oh my Cut!
  • Finalistas en Marca Familiar: Casa Vigar, Fundiciones Balaguer, Laboratorios Quintón
  • Finalistas en Marca Innovadora: Axon Time, Envases Metálicos Eurobox, Señoríos de Relleu
  • Finalistas en Protección y Defensa Marca: Germaine de Capuccini, Moltó, Chie Mihara
  • Finalistas en Marca y Branding: Lodi, Ayuntamiento de Xixona, Vinos Alicante DOP
  • Finalistas en Marca Socialmente Responsable: Aguas de Alicante, Endemic Biotech, Gioseppo

El Club de Marketing Mediterráneo impulsa la II Edición de los Premios MIA a las marcas de la provincia

El Club de Marketing del Mediterráneo, una asociación sin ánimo de lucro que representa a empresas, profesionales, instituciones, centros formativos y medios de comunicación vinculados al sector del marketing en Alicante y Valencia.

Su objetivo es profesionalizar la gestión empresarial mediante la difusión del marketing y la investigación. Y de este modo contribuir al desarrollo de la cultura del marketing en las empresas e instituciones valencianas como filosofía empresarial de éxito.

La actividad del Club de Marketing del Mediterráneo se fundamenta en ofrecer actividades y servicio a sus socios, y en continuar desarrollando proyectos como el Observatorio de marcas valencianas en el exterior, la Noche Mediterránea del Marketing, el Club de Primeras Marcas, la plataforma de proveedores marketingcmm y por supuesto los Premios MIA a las marcas de la provincia de Alicante.

Juan Manuel Baixauli, presidente del Club de Marketing Mediterraneo, se reunió con el Círculo de Economía de la Provincia de Alicante, ante el inminente celebración de la IIª edición de los Premios MIA, el gran evento de las marcas de la provincia de Alicante ¡No te pierdas la entrevista!

¿Por qué crea el Club de Marketing del Mediterráneo los PREMIOS MIA a las marcas alicantinas?

Con el objetivo de reconocer por primera vez a las empresas alicantinas que mejor estrategia de marca han desarrollado en los últimos años, el Club Marketing Mediterráneo (CMM) concede estos premios a las mejores marcas de la provincia de Alicante.

¿Qué se premia?

Las categorías las conforman la Estrategia de Marca, la Innovación, la Protección de Marca, la Marca Digital y la Marca Familiar. Han sido promovidas por las empresas Suavinex, Proyecta Innovación, Padima, Sistel y Gibeller respectivamente.

Los premios MIA también reconocen la Trayectoria Profesional. Además, el evento presenta nuevas categorías esta edición como el Premio a la Marca Experiencia de Cliente y el de Marca Socialmente Responsable, impulsados por Necomplus y Accuna respectivamente.

Los premios valoran resultados obtenidos en cuanto a impacto en medios, incremento de ventas, retorno de la inversión, creatividad, innovación, estrategia digital, protección de la marca o posicionamiento de la marca entre otros factores. Para ello se analizan aspectos como la competitividad del mercado, las características del sector o la madurez del producto.

¿A qué responde la incorporación de estas dos nuevas categorías?

Los Premios MIA están obligados a adaptarse continuamente a las tendencias empresariales. Hemos creado el Premio “Experiencia de Cliente”, impulsado por Grupo Necomplus, la empresa de outsourcing de servicios experta en esta área. Porque todas las compañías tratan de generar fuertes vínculos con sus clientes y obtener resultados sostenibles en el tiempo.

Asimismo, esta segunda edición contará con el premio marca “socialmente responsable” para aquella entidad que genere acciones de índole social y medioambiental que impacten en la sociedad, que incorpore la responsabilidad social corporativa a su estrategia general y que proponga recursos de proyección y sostenibilidad para sus empleados tal y como propone la Clínica de Fertilidad Accuna, impulsora de este galardón.

¿Quién decide los ganadores?

Un jurado compuesto por miembros de la Junta Directiva del Club de Marketing del Mediterráneo, su Comité de Alicante, centros formativos, patrocinadores, y entidades colaboradoras analizarán aspectos como la competitividad del mercado, las características del sector o la madurez del producto.

Hasta el momento se ha celebrado una edición de los PREMIOS MIA, ¿Quiénes fueron los ganadores?

En su primer año Fundación Turismo Benidorm, Miniland, Ficherotecnia, Actiu, Gioseppo, Gaviota Simbac y Juan Perán, de Pikolinos fueron los galardonados en las categorías de Marca Turística, Protección de Marca, Marca Digital, Estrategia de Marca, Marca Familiar, Marca Innovadora y Mejor Trayectoria Profesional respectivamente.

¿Hay aún posibilidad de presentarse a los premios?

Por supuesto, las inscripciones se realizan a través de la web www.premiosmia.es hasta el próximo 27 de febrero.

¿Quién ha hecho posible este certamen?

Las compañías alicantinas que he citado anteriormente y empresas referentes de nuestro sector en Alicante como Small, Convershare, 3 Dids, Why Strategic y Blau Comunicación.

¿Por qué merece la pena asociarse al Club Marketing Mediterráneo en Alicante para un profesional de esta disciplina?

En el CMM atraemos a los profesionales de marketing que muestran interés por aprender y relacionarse con colegas del sector. Nuestros socios alicantinos, en menos de cuatro años, han tenido la oportunidad de conocer en persona a empresas alicantinas referentes internacionalmente, han aprendido de nuestra profesión, lo han pasado bien en actividades lúdicas y sobre todo, han conocido a compañeros de profesión con los que contrastar inquietudes.

El director de marketing de Necomplus destaca el potencial del outsourcing

 

David Rueda Cantuche, Director de Marketing y Servicios de Outsourcing en Necomplus, ha sido invitado a publicar en la reconocida revista impresa “Estrategia Financiera” (Editorial Wolters Kluwer) en su edición de abril 2016.

El dirigente señala el potencial que significa para las compañías el outsourcing de servicios. Afirma que la decisión no es difícil de tomar cuando una entidad conoce qué procesos o funciones pueden ser prestados por un proveedor o tercero de forma más especializada, eficaz y profesionalizada .

Rueda aclara que más allá del ahorro que se obtiene a corto plazo, la rentabilidad destacable a medio y largo para la empresa descansa en la posibilidad de enfocarse en el desarrollo de su propia propuesta de valor (core business), la mejora en la flexibilidad y la productividad de funciones auxiliares, con mejora por contrato en la calidad de los procesos y en la transformación de costes fijos a costes variables.

El responsable de marketing de Necomplus cree que la externalización de servicios aporta importantes hitos:

  • Reducción de costes
  • Mejor eficacia en los procesos de gestión
  • Mayor flexibilidad y capacidad de respuesta
  • Aumento de la calidad de servicio
  • Mayor control en la gestión
  • Compartición de riesgos
  • Mina de talento

El ejecutivo escribe desde su experiencia personal, pues su trayectoria laboral ha transcurrido en ambos bandos, tanto en la empresa que subcontrata como en el proveedor subcontratista.

Durante el artículo describe un par de casos reales de éxito. En ellos dos empresas externalizaron respectivamente su atención al cliente y su retención de clientes a Grupo Necomplus, entidad que atesora más de dos décadas de contrastada trayectoria en el outsourcing de servicios.

Esta nueva gestión de terceros supuso objetivamente mejora de imagen, optimización de costes y nuevos canales alternativos de venta a las organizaciones que subcontrataron.

Primero el producto

Vivimos tiempos en que la imagen es fundamental. Las cosas son lo que parecen ser, o al menos eso es lo que nos cuentan.

Y es verdad que la imagen es muy importante, es el primer elemento que apoya nuestra decisión de compra, pero si esa imagen no está soportada por un producto sólido, que cumple lo que promete, conseguirá esa primera venta, pero no las siguientes, y la empresa de verdad es la que busca precisamente “las siguientes”, la que hace las cosas bien para seguir existiendo dentro de 20 años, la que busca fidelizar a los clientes y en la medida en que su producto permita acompañar al cliente en las diferentes fases de su ciclo vital, seguir siendo su primera opción de futuro.

La imagen, por tanto, es importante, pero antes está el producto/servicio que cubre de la manera más eficiente para todas las partes las necesidades del cliente.

Volvemos a la calidad como primer argumento competitivo capaz de hacer sostenible a la empresa. Calidad entendida desde la percepción del cliente, pero que requiere de una gestión interna muy estricta por parte de la empresa, desde la dirección hasta los empleados, el equipo, los procesos, el producto, la tecnología … y al final una comunicación excelente que muestre claramente la oportunidad que el produc to supone para el cliente, por encima de la emoción y las prestaciones aportadas por las alternativas que puede encontrar en el mercado. Y cumplir lo prometido.

La imagen sí, por supuesto. Sin una buena imagen no tenemos ninguna oportunidad, pero esa imagen debe construirse sobre realidades comprobables, sobre productos sólidos que cumplen lo que prometen.

Primero, como titulaba este post, el producto.

El tiempo de la imagen

(Un resumen de la presentación del taller del Círculo “El Talón de Aquiles de las empresas: su Marca”)

Buenas tardes y muchas gracias por asistir a esta nueva sesión de Los Talleres del Círculo.

El Círculo de Economía de la Provincia de Alicante es, como sabeis, una asociación empresarial sin ánimo de lucro integrada en la red CEDE (Confederación Española de Directivos y Ejecutivos, con más de 140.000 empresarios y directivos españoles), que apoya la investigación, la innovación y la cultura emprendedora, a la vez que impulsa la adopción de las técnicas más avanzadas y eficientes de gestión empresarial entre todas las empresas y directivos,  específicamente entre nuestros socios, con la importante ventana al mundo que nos aporta nuestra pertenencia a la Junta Directiva de CEDE.

Pretendemos, además, consolidarnos como un foro de opinión empresarial complementario y compatible con otras asociaciones, con el objetivo de poner en valor las figuras del empresario y los directivos de empresa que son, sin duda, figuras clave en el desarrollo económico y social de nuestro entorno, en el concepto de “empresas de personas para personas”, basado en la cualificación, el compromiso, la innovación, la calidad y la ética como elementos diferenciales de nuestras empresas y sus dirigentes.

Nuestro objetivo, pues, son las personas capaces de crear y mantener esas empresas; ayudarles a encontrar las mejores herramientas y conocimientos para la gestión; apoyarles en sus proyectos de creación y consolidación; y la búsqueda de sinergias entre los socios que permitan la colaboración en proyectos comunes desde la transparencia, y adoptando actitudes que persigan el crecimiento conjunto.

Queremos, por tanto, crecer juntos como directivos, contribuir al crecimiento de nuestras empresas a través de la colaboración, y ser actores positivos en aportación al desarrollo de nuestro entorno social.

Y por supuesto, les invitamos a integrarse en este proyecto que pretendemos compartir con la mayor cantidad posible de empresarios y directivos de la provincia de Alicante porque en la unión reside una parte importante de la fuerza y de las sinergias que podemos alcanzar con nuestra asociación.

En la carpeta que les entregamos tienen un folleto ilustrativo para la incorporación al Círculo de todos los que deseen hacer el camino con nosotros.

Hoy abordamos un tema que me parece muy importante y que no estoy seguro de que valoremos siempre como merece:  La Marca como elemento capaz de impulsar o limitar la progresión de la empresa.

Vivimos en el tiempo de la imagen.

La expresión reiterada de que “una imagen vale más que mil palabras” adquiere en este tiempo un valor extraordinario. Queremos comprar las cosas por lo que son, pero la realidad nos lleva muchas veces a comprarlas por lo que parecen ser, por la imagen que tenemos de la empresa que los fabrica o los vende.

Esa imagen se construye a través de un comportamiento excelente durante un periodo amplio de tiempo y una gestión pública adecuada, profesional, constante, y no se centra exclusivamente en el producto o servicio que vendemos; cada día es más importante la percepción social de nuestro comportamiento como un miembro respetado de la sociedad, que se ocupa no solo de sus beneficios, sino también de la contribución de la empresa al desarrollo económico, social y medioambiental del entorno que rodea a la empresa, y por su contribución a la corrección de desequilibrios y formas de exclusión que se producen en nuestra sociedad.

No es fácil construir y mantener una buena imagen corporativa, sólida, consistente, que perdure en el tiempo. Y sin embargo es muy fácil de destruir.

El logotipo identificable, memorable, que nos represente de manera diferenciada y que resuma nuestros valores, junto con el eslogan, nuestro lema, la frase corta que sintetiza los beneficios que ofrece la empresa, son muy importantes, pero al menos tan importante cuando no más, es la gestión que hagamos de esa marca y, por supuesto, nuestro comportamiento como empresa, tanto con nuestros públicos internos (los empleados), como con los externos (clientes, proveedores, prescriptores de opinión, etc.).

Hoy es necesario hacer las cosas bien y hacerlo permanentemente, con transparencia, compromiso y focalización en el cliente, bajo un paraguas, una marca, que llegue con facilidad a nuestros públicos objetivo y que refuerce nuestro trabajo bien hecho.

Estamos, por tanto, ante una gran paradoja: en la imagen de marca de una empresa radica hoy buena parte de su fortaleza, diferenciación y capacidad de atracción pero, al mismo tiempo, en ella se encuentra igualmente su debilidad.

Porque la marca es el territorio de convivencia entre la empresa y el consumidor y su valor depende de la adecuada gestión de esta relación.

En la conferencia-coloquio que hoy desarrollamos de la mano de Miquel Poveda, experto publicista y profesor de creatividad en la Universidad de Alicante, veremos aspectos clave de la gestión de marcas y analizaremos casos significativos, algunos muy próximos y con importante repercusión reciente en nuestra zona como el de la marca Coca Cola.

¿Por qué nadie sabe lo bien que lo hacemos?. Errores en la comunicación empresarial e institucional y cómo evitarlos. Un resumen de la conferencia-coloquio.

El pasado 21 de noviembre, en el marco de los Jueves del Círculo y con el apoyo tanto del COITIA como de la Cátedra Prosegur de la Universidad de Alicante, el periodista y experto en comunicación empresarial Enrique Bolland desarrolló la conferencia “¿Por qué nadie sabe lo bien que lo hacemos?, errores en la comunicación empresarial e institucional y cómo evitarlos”.

Y comenzó relatado una anécdota que ilustra bien la importancia de la comunicación y su utilidad para cada una de las partes intervinientes: un periodista joven y aún inexperto tuvo que realizar una entrevista a un médico que estaba aplicando una técnica pionera y muy útil en su campo cuando, tras finalizar el trabajo, se percató de que no había activado la grabadora por lo que, avergonzado, solicitó al médico la repetición de la entrevista, a lo que el médico contestó “no me pidas perdón; esto es mucho más importante para mí que para ti”.

Una excelente primera lección para aquel periodista novato, que le hizo tomar conciencia de la importancia de su trabajo. Y una lección igualmente importante para las empresas y sus responsables de comunicación, que deben tender puentes con los medios y seleccionar adecuadamente las informaciones a remitir con el fin de que ambas partes asuman esa información como relevante y merecedora de un determinado espacio en el medio.

En esta anécdota simple, aparecen ya los primeros elementos que deben estar implícitos en la comunicación empresarial e institucional: profesionalidad, atención, valoración de la información, o empatía, y es que, como decía enrique al final de la conferencia, “estamos en la era digital, con peso creciente de internet y las redes sociales en la comunicación empresarial; pero no podemos olvidar que en periodismo lo importante es lo de siempre: el contenido; lo demás –aunque en más ocasiones de lo que sería razonable le damos mucha más relevancia- son solo herramientas y canales para transmisión de la información (redes sociales, medios físicos y digitales, etc. son solo diferentes versiones del mismo tema: la comunicación)”.

Entonces, … si estamos convencidos de la utilidad e importancia de una buena comunicación empresarial e institucional, ¿por qué nadie sabe lo bien que hacemos las cosas?, es más, ¿Por qué todo lo malo trasciende mucho más y mucho más rápido?.

Para esto no tenemos una única respuesta: la dimensión de nuestra empresa, la escasez de recursos –que obliga siempre a priorizar- o las características de nuestra actividad, hacen que a menudo no otorguemos a la gestión de la comunicación un papel relevante en nuestra estructura, o no lo dotemos del rigor y profesionalidad que el puesto de gestor de la comunicación exige (una parte importante de la imagen de la empresa depende de la gestión de la comunicación externa e interna, y eso, en un mundo globalizado, tiene una importancia capital para el futuro de la compañía).

Es frecuente aún, decía el ponente, que puestos como el de Community Manager o incluso el de Jefe de Comunicación, se dejen en manos de personas conocedoras de determinados medios (internet, redes sociales, etc.) pero con poca focalización y experiencia en los contenidos, confundiendo el canal con el fondo que, como apuntaba antes, es lo único realmente importante en la comunicación: son los contenidos mucho más que los canales (que nos sirven, eso sí, para comunicarnos con nuestro público objetivo) los que determinarán la eficacia de la comunicación.

Y la empresa es comunicación, tanto interna como externa. Esta es una de las labores más importantes de todos los directivos.

Comunicamos siempre, incluso cuando guardamos silencio que es una opción de comunicación, pero solo tiene sentido si es fruto de la reflexión y de una determinada estrategia.

Porque si no lo hacemos nosotros, serán otros los que cuenten nuestra historia y muchas veces no nos gustará como la cuentan. Y no olvidemos que para el cliente, el proveedor y para todos los grupos de interés en la compañía, cualquier empresa no es lo que es, sino lo que parece ser, lo que trasciende de su actuación.

Pero tampoco debemos entender que la opción es la locuacidad sin control o la adopción de una posición forzada, poco sostenible, que acabe derrumbándose, con lo que habremos descompuesto una imagen que después costará mucho recomponer.

La mejor comunicación, en cada caso, es la resultante y el soporte de una determinada estrategia de la empresa ante una situación prevista o no en torno a la compañía.

Y una vez hemos decidido comunicar, alguien tiene que contarlo. Es necesario elegir al portavoz o portavoces de la compañía, que debe reunir una serie de características para ser eficaz en su función:

–       Capacidad de comunicar, esencial para relacionarse con los grupos de interés de la empresa (clientes –entre los que están los medios en tanto que receptores y difusores de información relativa a la empresa-, accionistas, empleados, proveedores, administraciones, etc.)

–       La comunicación nunca debe improvisarse.

–       El portavoz debe conocer y aplicar la estrategia de comunicación (con mensajes claros, consistentes tanto interna como externamente, y consensuados).

–       El prestigio del portavoz puede condicionar el prestigio de la empresa, lo que exige ser estrictos en la selección. Su imagen puede arrastrar, para bien o para mal, la de la empresa a la que representa.

–       Entereza, agilidad mental y sentido del humor son imprescindibles para salir airosos de situaciones incómodas o imprevistas.

–       Naturalidad, creer lo que se dice, emocionar, no sobreactuar.

–       Ser consciente de quién es el receptor de la información, que no siempre es el que está frente a nosotros. Identificar al cliente real de la comunicación y adaptarla a sus expectativas.

10 errores frecuentes al tratar con los medios.

1.- Elegir el lugar, el momento o el interlocutor equivocado.

2.- Enviar al director de Marketing. Confundir o integrar en el mismo bloque Marketing y Comunicación. Este es un error reiterado en muchas empresas que no entienden los dos planos diferentes en que están la comunicación y las ventas (“puesto que pago publicidad, tengo derecho a que me traten bien en el medio” ante noticias que pudieran ser conflictivas, tratando de hacer valer un tema que puede tener el efecto contrario en el futuro).

3.- Llamar a las seis de la tarde, cuando el periodista ya tiene cerrada la edición del día.

4.- Remitir una información sin imagen.

5.- Transmitir demasiada información y emplear muchos calificativos. La información debe ser solo la necesaria y dejar que sea el periodista el que la califique.

6.- Omitir información porque se sobreentiende, cuando el medio habitualmente no conoce tanto la empresa como nosotros y podría hacer inferencias inadecuadas.

7.- Dar como noticia algo que no es nuevo, que ya está contado. En este tiempo de internet, lo más lógico es que se detecte antes de la publicación y se descarte, pero si no fuese así y se llegase a publicar, el resultado aún sería peor porque al día siguiente saltaría la repetición y la credibilidad futura de la empresa quedaría my tocada.

8.- No dar cifras. El periodista quiere cifras siempre que sea posible, y ser él quien las interprete.

9.- Decirle al periodista cómo hacerlo. Ese es su trabajo.

10.- Contestar sin filtros al teléfono y decir cosas que no nos gustaría ver publicadas. La labor del jefe de comunicación de la empresa es importante en todos los puntos anteriores, pero en este es fundamental, evitando problemas reputacionales de difícil solución posterior.

Y ante una crisis …¿cómo actuar?: mediante la constitución de un gabinete de crisis en el que se integre el responsable de comunicación de la empresa para identificar los mensajes y argumentarios adecuados y coordinar las líneas de comunicación interna y externa. Nunca improvisar.

El análisis y la planificación están en la base de una buena comunicación, que debe contemplar qué queremos comunicar y a quién nos dirigimos; cómo elaborar el mensaje; dónde (en qué medios) y cuándo lo transmitimos; y finalmente el seguimiento de la acción (impacto real de la acción sobre el objetivo pretendido).

Algunas conclusiones:

–       Comunicar no es una elección. Lo que se elige es el modo.

–       Es necesario aprender a comunicar. La comunicación es una función profesional.

–       La comunicación no se improvisa. Hay que planificar.

… y aunque todo esté previsto, algo puede salir mal, y en ese momento la profesionalidad tanto del portavoz como del responsable de comunicación de la empresa juega un papel fundamental, sin perder la perspectiva de que frecuentemente nosotros iniciamos la comunicación pero son los medios los que la concretan y no siempre coinciden con nuestros criterios.

El diseño como factor de éxito empresarial

“En nuestro mundo es tan esencial la imagen que transmites como lo que en realidad eres. El diseño de una marca y la comunicación de una empresa, son parte esencial de su estrategia”. Manuel Estrada.  estradadesing.eu

Con esta entradilla, Manuel Estrada define lo importante que para una marca que se precie, tiene el diseño a la hora de competir en un mercado que cada vez más, se va complicando ante los retos que nos marca la tremenda crisis que se está viviendo a nivel mundial y en España en particular.

El Director General de Carmencita, Jesús Navarro Alberola, participó, junto al mencionado diseñador gráfico Manuel Estrada y Cayetano Martínez de Irujo en la conferencia: “El diseño como factor de éxito empresarial”  que se celebró en El Club Financiero Génova de Madrid.

Jesús Navarro, hizo hincapié en la importancia de dejar el diseño en manos de profesionales ajenos a la empresa, ya que, aquellos que están involucrados en el día a día, suelen caer en la autocomplacencia y se puede perder la perspectiva de la propia marca, <<lo peor que puedes hacer es intentarlo tú mismo>> A su vez, destacó el salto cualitativo y cuantitativo que los cambios realizados por el famoso diseñador han supuesto para la marca de especias “Carmencita”. Agrandar el logo y modernizar los mensajes supusieron en su día la entrada en cadenas de alimentación que hasta ese momento no apreciaban la imagen de marca que hoy es y tiene Carmencita.

Por su parte, Martínez de Irujo, representando a la empresa familiar “Casa de Alba” comentó que han tenido que dejar a un lado “la mentalidad rentista” e integrarse en la dinámica empresarial del siglo XXI. Cayetano, que es responsable de imagen del negocio familiar, se las ha ingeniado para nutrir el negocio de una familia con un capital <<comido por las casas, palacios, reconstrucciones y colecciones artísticas>> Casa de Alba, comercializa productos gourmet de cosecha propia como son aceites y carne de vacuno provenientes de sus numerosas fincas.

El foro fue organizado por la Asociación de Directivos de Comunicación (Dircom)

Fuente y fotos del Diario El Mundo y el blog de Carmencita

 

La comunicación empresarial

(Presentación por el Presidente del Círculo de la conferencia-coloquio sobre “Errores en la comunicación empresarial y cómo evitarlos”)

Las empresas son sistemas abiertos en contacto permanente con el exterior, del que reciben los elementos necesarios para realizar su actividad, y devuelven al entorno productos y servicios capaces de satisfacer las necesidades y expectativas de sus clientes. Todo ello a través, fundamentalmente, de procesos de comunicación que constituyen, sin duda, la primera función directiva en todas las compañías.

La comunicación, tanto interna como externa, es fundamental para organizar los recursos de la empresa así como para establecer y mantener vínculos imprescindibles con el entorno que faciliten la relación y por tanto el desarrollo de la actividad empresarial.

Y siendo esto así, no siempre las organizaciones valoran la importancia de la comunicación tanto en su desarrollo táctico como estratégico. Al menos, no siempre dedican la atención que merecería un buen plan de comunicación para la gestión correcta de una crisis puntual o –aún más importante- reputacional; el lanzamiento de nuevos productos; o la comunicación de eventos en el ámbito comercial o, cada vez más importante, en el de la responsabilidad social corporativa de las compañías.

Y las crisis son consustanciales a las empresas. Lo importante es querer, poder y saber gestionarlas correctamente, tanto las de orden interno como las que trascienden directamente al exterior por conflictos con clientes, proveedores o entorno social.

Una crisis mal gestionada puede destruir la imagen de confianza y reputación de una organización, y en ningún caso se debe abordar con arrogancia o prepotencia. Ni por supuesto podemos aplazar la solución en la confianza de que el tiempo lo arregla todo. Las crisis reputacionales no resueltas solo pueden agravarse con el tiempo.

No es fácil, mucho más en este tiempo y en este mundo globales en que la información fluye a gran velocidad por todo el planeta, como consecuencia del impacto de internet y las redes sociales en la vida de las personas y de las empresas.

Y no es fácil tanto por la velocidad de transmisión de la información, su viralidad y las dificultades –práctica imposibilidad- de controlar todos los canales por los que puede correr el rumor o la información negativa sobre nuestra empresa, como porque la reputación de la empresa, más allá de la imagen física o la que la compañía pretende transmitir, es la que está en la cabeza de la gente, y tenemos que recuperar la imagen perdida cuando, como sabemos bien, es mucho más fácil destruir que construir.

El recurso a profesionales expertos –cuando la empresa no los tuviese en plantilla- para diseñar los planes y programas específicos de comunicación en los que se contemple la previsión y corrección de posibles impactos negativos sobre la reputación de la compañía, es en mi opinión muy importante para resolver un aspecto fundamental de la gestión que, no obstante, no siempre tiene la consideración que merece en la empresa.

Para debatir sobre Comunicación Empresarial y su impacto sobre la actividad de las compañías , hemos convocado en el marco de Los Jueves del Círculo, con la colaboración de COITIA y la Cátedra Prosegur de la Universidad de Alicante, la conferencia-coloquio “Por qué nadie sabe lo bien que lo hacemos (Errores de comunicación empresarial e institucional y cómo evitarlos)” de la mano de Enrique Bolland (periodista, socio director de El Contexto de la Comunicación, que anteriormente ha sido director de Comunicación de la Fundación Puerto de Alicante,  director editorial del diario Metro en la Comunidad Valenciana, jefe de Informativos y presentador en Canal 37 Televisión de Alicante, director de Radio Información-Cadena Ibérica en Alicante, colaborador habitual de Radio 9, jefe de Programas de Onda Vasca en Bilbao, o colaborador del diario Expansión, entre otras actividades profesionales), que abordará desde un enfoque muy pragmático los errores más comunes en la comunicación empresarial y cómo evitarlos, con casos prácticos que apoyen la comprensión de las estrategias y tácticas de comunicación más adecuadas para cada objetivo y para cada situación.

Muchas gracias, Enrique, por estar aquí y por tu contribución a elevar nuestro nivel de sensibilidad y conocimiento de un tema – La Comunicación- que, como decía, yo si considero clave para el progreso de las empresas, tanto para construir como para restaurar la imagen que se pudo deteriorar.

Inforges ‘da la cara’ y presenta de modo ‘amable’ el mundo tecnológico

Portavoz ha desarrollado la nueva línea de comunicación de nuestro socio Inforges caracterizada por un mensaje franco y directo. “Damos la cara” es el nuevo y contundente eslogan de marca, que pretende transmitir que detrás de cualquier solución tecnológica, formativa o de consultoría hay personas que te acompañarán en todo el proceso. 

Una potente gráfica, que mira directamente al espectador, muestra una imagen muy personal y cercana, donde el lado más humano cobra todo el protagonismo. Ésta es una forma de simplificar todo el entorno técnico y tecnológico que rodea el trabajo de Inforges, y que se centra en las soluciones que ofrece a sus clientes, según la agencia que ha creado la imagen.

La campaña tendrá diferentes declinaciones, adaptándose al área de actuación de la compañía y al perfil de sus diversos públicos, en función de los mensajes y del objetivo de comunicación.

(Fuente: http://murciaeconomia.com/not/19398/_inforges__da_la_cara__y_presenta_de_modo__amable__el_mundo_tecnologico/ )

El 82 por ciento de las empresas vascas usa las redes sociales como herramienta de marketing e imagen

El presidente de la Cámara de Bilbao, José Ángel Corres, ha destacado que “la competitividad de las empresas también pasa por las TICs, no sólo por la innovación o la internacionalización, como se viene defendiendo en la actual época de crisis.

“Para ser más competitivos, no podemos dar la espalda a la evolución tecnológica. La tecnología debe incorporarse a los procesos de organización, producción y negocio, precisamente para mejorar, innovar y crecer en un contexto en constante cambio”, ha defendido.

Responsables de Telefónica han explicado que las nuevas tecnologías son, para la compañía, la “clave” para “aportar valor e impulsar la innovación en la sociedad, en las empresas y en las Administraciones Públicas”.

A su juicio, las TICs, Internet y las Social Media “se han convertido en la palanca que permitirá transformar el modelo productivo”. según ha dicho, las redes sociales “empiezan a ser muy significativas para el negocio”, ya que, en Euskadi, más del 82 por ciento de las empresas usa las redes sociales en su estrategia de marketing, publicidad e imagen. Además, casi el 75 por cieno de ellas afirma que usa las redes sociales “como canal de información al usuario”.

Según telefónica, en Euskadi destaca “la importante consolidación” experimentada en el uso de las TIC en las empresas de diez o más empleados, ya que el 98 por ciento de estas empresas tiene conexión a Internet.

(Fuente: http://ecodiario.eleconomista.es/interstitial/volver/acierto/espana/noticias/4276668/09/12/el-82-por-ciento-de-las-empresas-vascas-usa-las-redes-sociales-como-herramienta-de-marketing-e-imagen.)