‘Los chicos del coro’ (2004). La autoridad moral hay que ganársela

Un director de escuela castiga a todos los alumnos hasta que el culpable o uno de sus compañeros dé un paso adelante y confiese.

La actitud del docente demuestra que es un mal líder: potencia el miedo y la desconfianza entre el alumnado, favorece que haya chivatos, fomenta el individualismo (yo me salvo; los otros se fastidian), controla, agobia… En este colegio de un pequeño pueblo francés no hay más misión que cumplir órdenes.

La antítesis la representa el profesor de música, que lo primero que hace es conseguir la autoridad moral, que se basa más en el respeto del grupo que en el cargo. Después busca una misión (formar un coro) que involucre a todos.

Recomendaciones: no basta con que la empresa tenga un jefe. Este debe ser un buen líder, tranquilo, tolerante, que no imponga, que confíe en su equipo, que consiga comprometer a sus empleados, que contagie ilusión…

(Fuente: art. de Luis Ansorena en Cinco Días http://www.cincodias.com/articulo/directivos/aprenda-pacino-sera-buen-lider/20120818cdscdidir_1/)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *