España es un gran país, aunque ahora esté con problemas.

(Extraído de la intervención de Bill Richardson, candidato a la Presidencia de los Estados Unidos de América en 2008, en la Jornada “Liderando Sin Fronteras”)

La imagen de España está distorsionada y solo se muestra el lado negativo (desempleo, déficit público, prima de riesgo), olvidando sus formidables fortalezas:

–       Capital humano cualificado (dos Escuelas de Negocios españolas están entre las 20 mejores del mundo).

–       Multinacionales que son referencia de éxito en el mundo (en muchos casos de origen puramente familiar).

–       Potencia a tener en cuenta en energías renovables, turismo, comercio, banca (3 bancos entre los 10 mejores del mundo, pese a la crisis financiera), textil, infraestructuras, etc.

–       Capacidad y realidad exportadora (incremento del 70% en las exportaciones desde 2001, exactamente igual que Alemania).

–       Infraestructuras de primer nivel desarrolladas en los últimos 20 años.

En EEUU, como en España, se habla de la botella medio llena o medio vacía, y hoy parece que en España nos empeñamos en verla solo medio vacía.

España es un gran país, aunque ahora esté con problemas. Tiene capacidad para salir de la crisis, pero es importante poner en valor todos los temas positivos para mejorar la imagen y la confianza en el país, que sin duda es muy mejorable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *